BUSCADOR

Cargando...

lunes, 26 de febrero de 2007

TABAQUISMO

lunes, 26 de febrero de 2007

El tabaquismo es la adicción que presenta un individuo al tabaco, provocada principalmente por uno de sus componentes activos, la nicotina, acaba degenerando en el abuso de su consumo o tabaquismo. El tabaquismo es una enfermedad crónica sistémica, perteneciente al grupo de las adicciones. Hoy en día el tabaquismo se considerada una enfermedad adictiva crónica con posibilidades de tratamiento.
El humo del tabaco contiene 3 gases tóxicos que son la nicotina, el monóxido de carbono y el cianuro.
El fumar puede provocar varias enfermedades, entre ellas están: el cáncer de pulmón, el enfisema pulmonar y la gripe.

Grados de tabaquismo

Fumadores leves
Menos de 6 paquetes/año
Fumadores moderados
Entre 5 y 15 paquetes/año
Fumadores intensos
más de 20 cigarrillos diarios

Fumadores pasivos

Son aquellas personas que no fuman pero están en contacto constante con los fumadores e inhalan el humo del cigarro ;los fumadores pasivos también pueden contraer problemas en las vías respiratorias.
Dependencia física de la nicotina*
Dependencia moderada-intensa: consumo de más de 20 cigarrillos al día, fuman el primer cigarrillo en la primera media hora después de levantarse.
Dependencia leve: consumo de menos de 20 cigarrillos al día, fuman el primer cigarrillo después de media hora de levantarse

Dejar de Fumar

Las personas que intentan dejar de fumar pasan por una serie de etapas o fases durante el proceso, a saber:
Primera fase: Satisfacción. El fumador no se plantea si quiere dejar de fumar, es un fumador satisfecho.
Segunda fase: Indecisión. Debido a algún factor externo (por ejemplo, enfermedad de un familiar a causa del tabaco) o interno (por ejemplo, el fumador empieza a notar problemas de salud), el individuo empieza a dudar de si está satisfecho con el tabaco.

Tercera fase: Preparación. El fumador, que ya ha decidido que quiere dejar de fumar, empieza a preparar su intento, informándose acerca de las posibles ayudas y de sus posibilidades de éxito, y fija una fecha para empezar la abstinencia. Esta fase termina el día que el fumador deja de fumar.
Cuarta fase: Mantenimiento. El ahora exfumador hace lo posible por no volver a fumar. Durante esta fase es normal que se produzcan recaídas (aproximadamente dos terceras partes de los intentos acaban en recaída después del primer mes), con lo cual el individuo puede volver a cualquiera de las fases anteriores. Sin embargo, una recaída no es un fracaso, sino que debe verse como un paso más hacia la solución final: a mayor número de intentos, mayor probabilidad de éxito.
De Wikipedia, la enciclopedia libre

DIA MUNDIAL DEL TABAQUISMO
En 1989, la Asamblea Mundial de la Salud designó al 31 de mayo el Día Mundial Sin Tabaco (DMST), para alentar a los fumadores a dejar de fumar y para incrementar el conocimiento del público sobre el impacto que tiene el tabaco en la salud.


FUMAR ALTERA EL CEREBRO
Según un estudio del Instituto Nacional de Toxicomanía, consumir tabaco provoca cambios duraderos en el cerebro similares a los que producen el consumo de drogas. En el análisis del cerebro de fumadores y no fumadores nos deja como conclusión que el cerebro de fumadores pierde capacidades así se halla dejado tiempo atrás. Fumar produce cambios en el cerebro que terminan por ser evidentes años después de que alguien ha dejado de hacerlo
www.canalrcn.com/noticias

0 comentarios:

Publicar un comentario